Evolución, el verdadero rostro de nuestros antepasados. R. Muy interesante de julio de 1999 Nº 218/18 al 24)

  1. No estoy de acuerdo con las imágenes que han publicado. Supuestamente esos rostros se han conseguido con un ordenador, usando como referencia cráneos o partes de los mismos.

Me pregunto ¿cómo saben el color de la piel, de los ojos, la distribución del pelo así como la cantidad? ¿Cómo saben qué proporciones de grasa y de arrugas que tenían los rostros, la forma de las narices, tamaño de los labios o de las orejas?.

No contentos con esas patrañas dicen en la pág. 19: Así de monos éramos al principio. A partir de los restos fósiles del cráneo, los artistas han esculpido con este asombroso realismo el busto del Australopithecus anamensis, nuestro pariente más remoto.

Discrepo de esas afirmaciones, a mi entender se necesita un modelo real para poder comparar si lo pintado o dibujado es fiel a la realidad como hacen los pintores o escultores cuando hacen sus obras, si no vemos el modelo real o una foto que no esté trucada no podemos opinar el trabajo del artista ¿dónde están los modelos de esos rostros para ver ese asombroso realismo?

Más adelante dicen: Nuestro pariente más remoto (Australopithecus anamensis).

  1. ¿Quién me asegura que anteriormente no existieron otros homínidos? El que hasta ahora no se hayan encontrado evidencias de otras criaturas no significa que no las hubo. Si tenemos en consideración la cantidad de volcanes activos que hubo en esos tiempos vertiendo ingentes cantidades de lava, los terremotos, meteoritos, cenizas vertidas, glaciares, corrimientos de tierra, inundaciones, meteoritos, incendios, tsunamis, depredadores, epidemias, etc. que pudieron hacer desaparecer las evidencias de que existieron otros homínidos más primitivos.

Por ejemplo:

El 10 de enero de 1962 en Ranrahirca (Perú) murieron 3.500 personas por una avalancha de nieve de 15 Km.

El 31 de mayo de 1970 un terremoto sepultó la ciudad de Yungay (Perú)

El tornado surge sin avisar y generalmente dura menos de una hora.

Uno de los más devastadores de la historia se abatió sobre Missouri, Illinois e Indiana (EE.UU.) en 1925. Causó la muerte a 689 personas e hirió a 3.000; sin embargo, apenas llegaba a los 300 metros de diámetro. El vendaval derrumbó edificios, arrancó robles de raíz, volcó y aplastó trenes. En la periferia de un tornado los vientos pueden alcanzar velocidades de 800 Km por hora. (El gran libro de lo asombroso e inaudito, Selecciones del Reader’s Digest /75)

  1. Esta forma de desinformar a la gente que lee vuestra revista no es buena idea ¿acaso creéis que todos los lectores somos idiotas que nos creemos a pies juntillas todo lo que se publica? Pues ya veis que algunos estamos en otro nivel.

El Australopithecus afariensis no se descubrió en 1939 en Tanzania, que decís en el artículo, sino que se halló en 1974, en la cueca del Hadar, a unos 70 Km de Abeba (Etiopía). Sebastián Solera, Barcelona. [email protected]

Representación artística de la especie humana Homo habilis cazando con herramientas. Se ven a un grupo de homínidos intentando doblegar a un antílope, tres de ellos portando piedras pretendiendo acabar con él. (R. Cómo funciona, Nº84/83)

  1. Esa imagen está muy lejos de ser una cacería real. A no ser que el animal estuviese muy enfermo, jamás se dejaría coger por nadie, esos animales tienen un oído muy fino y un olfato muy desarrollado, por lo que es imposible acercarse a ellos, menos aún dejarse coger.