Las hojas de marihuana, por ejemplo, también pueden servir para hacerte un porro. Sobre el uso de las hojas para un porro hay todo tipo de opiniones. Algunos prefieren no añadirlas, porque modifica ligeramente el sabor. Otros, en cambio, optan por algo de tabaco en la mezcla. Hay quienes la desaconsejan porque les ha dado dolor de cabeza, así que lo ideal es que las pruebes bien picadas y mezcladas con los cogollos; la experiencia te dirá si eres del equipo de los que se fuman las hojas o no.

Las hojas también se pueden usar para preparar un rico té de marihuana. Hay que tener en cuenta que esta bebida por sí sola no tiene ningún efecto ya que los cannabinoides no son hidrosolubles; si quieres notarlos, deberías mezclar las hojas con aceite o mantequilla. Después, añade esa mezcla al té y remueve. Coloca todo en un filtro y déjalo en agua caliente durante media hora.

Precio; 3€ 10gramos

https://www.lamota.org/es/blog/hojas-cannabis-fuman/