Por Es.mongabay.com en 20 julio 2008

Rhett A. Butler

Traducido por Patricia Rossi

En un movimiento sin precedentes, las autoridades brasileñas decomisaron 3.100 cabezas de ganado encontradas pastando en tierras deforestadas ilegalmente en el Amazonas, según divulgó el New York Times. El dueño del ganado había sido multado en 3 millones de reales ($1.86 millones de dólares) en el 2005, por desmonte ilegal, y había ignorado una orden de la corte para retirar el ganado de esas tierras.

Carlos Minc, Ministro de Medioambiente de Brasil, dijo que el ganado sería subastado en dos semanas. Los ingresos irán a los programas de salud para los aborígenes y a Fome Zero, el programa gubernamental de alimentación para gente carenciada.

En respuesta a una escalada en la tala de árboles desde el pasado mes de agosto, este mes Minc anunció un plan para crear una «barrera verde» de áreas protegidas en el «Arco de Deforestación» de Brasil, en el Amazonas meridional, junto con enérgicas medidas en contra del desmote ilegal de la selva. Minc dijo que el esfuerzo incluiría el decomiso de ganado, granos y madera, producidos y cosechados ilegalmente en la región.

La reciente alza en los precios de la soja y el ganado podría conducir a un aumento en los incendios forestales. La cifra anual de tala de árboles para el año 2007-2008 no será conocida hasta agosto del 2008.
El desmonte para generar zonas de pastoreo para el ganado es el mayor generador de la deforestación en el Amazonas, habiendo sido la causa de más de los dos tercios de la deforestación anual durante muchos años. Tradicionalmente esa tierra se ha utilizado para pastoreo de baja intensidad, sobre todo como vehículo de especulación para el aumento de precios de la tierra, pero esto está cambiando. El reciente flujo de capitales, combinado con la erradicación de la fiebre aftosa y una infraestructura mejorada, ha producido la aparición de operaciones intensivas con seis a ocho veces el número de cabezas por hectárea. Estas tendencias han convertido a Brasil en el mayor exportador del mundo de carne vacuna. El país tiene hoy más de 200 millones de cabezas de ganado y los mataderos en el Amazonas son responsables de más del 40% por ciento de la producción, según un estudio del año 2008 de Amigos da Terra Amazônia Brasileira. El 96% del crecimiento total de la cantidad de ganado en el país desde finales del 2003 se ha producido en el Amazonas.
Brasil alberga más del 60% de la selva amazónica, el bosque tropical más grande del mundo. Durante los últimos 30 años casi una quinta parte de la superficie del bosque ha sido desmontada, en gran parte para la agricultura y el pastoreo de ganado. Los científicos estiman que el bosque puede ser el hábitat de un cuarto de las especies de plantas y animales terrestres del mundo, así como de la población más grande de aborígenes que todavía viven de maneras tradicionales.

Brasil decomisa ganado que pastaba ilegalmente en la selva amazónica (mongabay.com)

23/12/2020